Un juez federal concedió a la Procuraduría General de la República (PGR) seis meses más para recaudar pruebas para la investigación del exgobernador de Veracruz, Javier Duarte.

Sin embargo, durante una audiencia el juez Gerardo Moreno, negó la petición de los fiscales de la PGR sobre solicitar un informe a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) de las cuentas de Duarte.

La defensa del exgobernador argumentó que la PGR buscaba remediar un error en el procedimiento y acusó que la dependencia violó los derechos de su cliente como el secreto bancario, intimidad y privacidad, pues los datos obtenidos de la CNBV se dieron sin autorización de un juez.

En ese sentido, la PGR dijo que buscaban armonizar sus pruebas con criterios de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y aseguró que se obtuvieron por medio de una petición del procurador a la Comisión, acto que se apegaba a la ley en el momento de hacerlo.

Durante la audiencia que duró más tres horas, el abogado de Javier Duarte, Marco Antonio del Toro, se dijo satisfecho por la determinación del juez, pese a que la PGR obtuvo más tiempo para recabar más pruebas en contra de su cliente.

La Fiscalía indicó que necesitaban más tiempo para poder dialogar con testigos de la dependencia,de los quienes no se revelaron datos; sin embargo, los seis meses también fueron otorgadas a la defensa de Duarte, para recabar más pruebas en su favor.

“Este es un término de 6 meses para la defensa de acabar de integrar su estrategia como lo consideren pero para el Ministerio Público es solo un plazo que se puede terminar en cualquier momento”, expuso el juez.

En cuanto a si el aplazo del juicio se debe a que no interfiera con el proceso electoral en el país,pues será después de los comicios, el abogado del exfuncionario dijo que a él sólo le compete hacer las consideraciones políticas.