El Nápoli brilló en la Champions League, pues sumó su tercera victoria al vencer al Ajax, por 6-1, en la Johan Cruyff Arena de Ámsterdam, dando un paso importante hacia la clasificación a la siguiente ronda de manera temprana. 
Los Azzurri han aniquilado Liverpool, Rangers y Ajax, a todos les han marcado de tres goles para arriba y eso lo tiene en lo más alto del Grupo A; además, juntando los partidos de la Serie A, suman seis triunfos de forma consecutiva. 
En el partido tanto Hirving Lozano como Edson Álvarez tuvieron actividad de inicio y aunque ninguno de los dos brilló, el Chucky fue el que más acciones destacadas tuvo jugando como extremo por derecha, posición en la que suele tener buenos juegos. 
Los Hijos de Dios se pusieron al frente muy temprano en el partido con un gol de Kudus a los nueve minutos, pero después se vino la fiesta napolitana y la cascada de goles. Raspadori, Di Lorenzo y Zielinski metieron tres goles que no solo le dieron la vuelta al partido, también exhibieron las carencias defensivas del Ajax, mismas que han hecho que no compitan ante los grandes clubes de Europa.
Para el segundo tiempo la lluvia de goles del Napoli continuó, Raspadori se lució con el segundo de la noche y Kvaratskhelia al 60’ le puso el quinto en la frente a los neerlandeses. 
La desesperación y la impotencia se adueñó del Ajax y al 73’ Tadic se fue expulsado por una doble amonestación, situación que le complicó todavía más el juego a los locales, que deberán remar contra corriente en los tres partidos que le restan al equipo para poder clasificar a la siguiente ronda. 
Ya con un hombre menos el juego fue más fácil para el Napoli que todavía tuvo tiempo para acrecentar el marcador a través de los botines del argentino Giovani Simeone y así hacer un marcador de escándalo. 

 


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado