compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Luego de que el Ayuntamiento de Cuernavaca anunciara que iba a tomar el control de la recolección, tratamiento y disposición final de la basura, todavía no se esclarece bajo qué esquema lo estará realizando y qué empresas lo apoyarán en esa tarea.

Fue el secretario del Ayuntamiento, Roberto Yáñez Moreno, quien dio a conocer que el conglomerado de empresas del Sistema Integral de Recolección de Cuernavaca (Sirec), dejaría de prestar el servicio, toda vez que resultaba caro para la comuna, señalando pagos de alrededor de 16 millones de pesos mensuales.

Sin embargo, ayer, en su cuenta de la red social, el Nuevo Grupo Sindical (NGS), dio a conocer que se encontraban en pláticas para ver cómo se reactivaría el servicio de la basura en la capital, entre los asistentes estaba el empresario Daniel Miranda, visible cabeza de Sirec.

También ha trascendido que el “pastel” fue dividido por las autoridades municipales para darle participación a los empresarios de Sirec, al NGS y a la Federación de Trabajadores de Morelos (FTM), estas dos últimas, serán las organizaciones que a través de sus camioneros prestarán el servicio de recolección y traslado a disposición final.

Con todo esto y la indefinición sobre sí será el Ayuntamiento, o alguna otra empresa quien pague los sueldos de los trabajadores que antes laboraban para Sirec, se sigue cuestionando que en realidad sea la comuna quien tomará las riendas de este servicio de manera autónoma, como se había comprometido el secretario del Ayuntamiento.

Entre los trabajadores de la recolección, no fue bien visto el anuncio del Ayuntamiento de que no serán integrados a la nómina, pues consideraban que sólo así tendrían el respaldo de que sus salarios y prestaciones se les iban a brindar al cien por ciento. 

"Nos habían prometido que nos iba a contratar el Ayuntamiento, pero vamos a esperar, pues no queremos continuar sin un respaldo laboral como antes.”

Jorge “N”, trabajador de recolección

Por: Rogelio Ortega