compartir en:

CUERNAVACA, MORELOS.- Por proceso interno del PRI, para elección de nueva dirigencia, el Pleno del Congreso se queda con 28 diputados, tras la aprobación ayer, de las licencias al cargo de los priistas Alberto Martínez y Mario Chávez.
Los legisladores solicitaron licencia temporal, por tiempo indefinido, misma que surtió efecto a partir de su aprobación.
Sin embargo, dejaron abierta la posibilidad de reincorporarse a la legislatura en cualquier momento.
En declaración previa a la votación de la solicitud de licencia que presentó a la Junta Política, el diputado Alberto Martínez informó que su separación surtirá efectos a partir de este viernes, 14 de julio.
Eso, aseguró, le permitirá presentarse a las últimas sesiones del Pleno a emitir su voto en contra de varias de las iniciativas que serán discutidas y sometidas a votación, entre ellas la que el Ejecutivo promovió para enajenar dos inmuebles que han dejado de tener utilidad pública.
“Definitivamente vamos en contra y estamos en contra (sic)”, afirmó.
El artículo 21 de la Ley Orgánica precisa que las obligaciones y derechos de los diputados –entre ellos la dieta- quedarán suspendidos por licencia.
En tanto que el 37 de la Constitución señala que con ocho ausencias al Pleno (aún con licencia), del diputado propietario, deberá ser llamado el suplente.
Alberto Martínez fue designado en la sesión del 3 de julio como el tercer secretario de la Diputación Permanente, tiempo que estará de licencia.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]