En medio del estricto confinamiento en Shanghái, un adulto mayor fue declarado muerto por error.

Llevado desde un asilo para el adulto mayor, los trabajadores de la morgue fueron los que se dieron cuenta de que el anciano estaba vivo, pues al ser trasladado, la bolsa donde venía seguía moviéndose, de no haberse dado cuenta el hombre pudo haber sido incinerado.

A través de un video difundido en las redes sociales, los ciudadanos mostraron el momento en el que varios trabajadores retroceden al darse cuenta de que el hombre seguía vivo.

En el video se puede escuchar a la gente, quien se quejaba de la organización del asilo. "El asilo de ancianos es un desastre. Enviaron a una persona viva en un carro fúnebre y dijeron que estaba muerta. El personal de la funeraria dijo que seguían moviéndose... Es irresponsable, realmente irresponsable".

Por ahora se ha destituido a tres funcionarios de la oficina de asuntos civiles, y 3 funcionarios de la oficina de desarrollo social del distrito, al director del asilo de ancianos, y se está investigando a un médico implicado, a quien ya revocar su certificación.

Shanghái se encuentra en confinamiento desde hace unas semanas por un nuevo brote de Covid, y ante la falta de suministros, voluntarios trabajan para garantizar provisiones a los residentes en cuarentena, a los cuales han incluso encerrado dentro de sus edificios con rejas instaladas en las puertas de entrada, todo como un intento para detener el contagio.

Los ciudadanos comentan en portales web que este suceso podría contar como un homicidio doloso, "los problemas de Shanghái quedaron totalmente expuestos esta vez", al ser considerada una de las ciudades más progresistas y modernas de China.


Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado