Una celebración de 15 años en la colonia El Becerro se transformó en una tragedia la madrugada del pasado domingo 16 de junio, cuando un adolescente fue asesinado a balazos tras invitar a una mujer casada a bailar. El joven, cuya identidad no ha sido revelada, recibió cuatro disparos que le costaron la vida.

Según testigos, el incidente comenzó cuando el adolescente se acercó a una de las invitadas y le pidió que bailara con él. Aunque la mujer se negó, el joven continuó insistiendo, lo que enfureció al esposo de la mujer. En un intento de hacer que el adolescente dejara de molestar a su esposa, el hombre sacó un arma de fuego y lo amenazó.

A pesar de la amenaza, el adolescente, aparentemente bajo los efectos del alcohol, no desistió y confrontó al esposo. Esta confrontación desató la furia del hombre, quien disparó contra el joven. El adolescente intentó huir, pero las balas lo alcanzaron y cayó al suelo, sin vida.

Los asistentes a la fiesta llamaron de inmediato al sistema de emergencias 911. Elementos de la Policía Municipal y paramédicos llegaron al lugar, donde confirmaron que el joven ya no tenía signos vitales. El cuerpo fue levantado por personal del Servicio Médico Forense y trasladado para realizar la necropsia de ley. El lunes 17 de junio, el cuerpo fue entregado a sus familiares.

El agresor abandonó el lugar tras el ataque y hasta el momento no ha sido detenido. La Fiscalía General del Estado de Guanajuato ha iniciado una investigación para dar con su paradero.

Este trágico incidente se suma a la creciente ola de violencia que azota a Celaya. Según cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, los homicidios dolosos en el municipio han aumentado un 355 por ciento en lo que va del actual sexenio en comparación con el anterior.

David Saucedo, especialista en seguridad pública, atribuye este incremento a las disputas territoriales entre dos grupos delictivos que operan en la región. La violencia derivada de estos conflictos ha dejado una estela de inseguridad y temor entre los habitantes de Celaya.

Las autoridades locales y estatales enfrentan un desafío monumental para frenar la escalada de violencia y garantizar la seguridad de los ciudadanos. Este reciente asesinato subraya la urgencia de implementar medidas efectivas para combatir la delincuencia y proteger a la población de actos de violencia como el que truncó la vida de un joven en plena celebración.

Cumple los criterios de The Trust Project

Saber más

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Sigue el canal de Diario De Morelos en WhatsApp