compartir en:

Cuernavaca, Morelos.- El Gobernador Graco Ramírez convocó a empresarios a afrontar en unidad el reto que representará el 2017, tras los cambios en la economía; les presentó un esquema de apoyos para mantener la planta productiva.

“Diálogo y acuerdo para fortalecer la economía morelense”, fue el nombre que el Poder Ejecutivo dio a la reunión que ayer encabezó su titular.

Tras enlistar las acciones que la administración 2012-2018 ha concretado en sus primeros cuatro años, especialmente en materia de desarrollo económico y seguridad, Ramírez Garrido exhortó a los asistentes a mantener la confianza ante el reto de un año de crisis, y ver en esta coyuntura una oportunidad.

“Mantengamos la confianza, quien pierde confianza en su país o estado, está perdiendo la confianza en sus capacidades”, dijo.

Les ofreció apoyos e incentivos, con el propósito de que mantengan la planta productiva.

Dijo que en estos tiempos son pocos los gobernadores que pueden reunirse con facilidad con el sector empresarial, y aprovechó el foro para expresar su desacuerdo y opinión sobre la convocatoria del gobierno federal, sin el consenso previo de los gobernadores, para el Pacto Económico.

Dijo que la falta de respaldo que manifestó la Coparmex y la postura que fijaron los gobernadores, es señal de que en estos tiempos la gobernabilidad ya no se deposita sólo en la figura de un presidente fuerte.

“Es llamado a misa”, lo que anuncie la Federación, si no se pone en práctica en los estados.

Los invitó a participar de la detonación económica con inversión en varios segmentos, turismo de negocios, científico y salud.

Además de los incentivos que les enlistó, también se refirió a las obras de  infraestructura que este año deberán completarse, como el puente Apatlaco, la ampliación de la autopista La Pera-Cuautla y la termoeléctrica y el gasoducto.

Por: ANTONIETA SÁNCHEZ
[email protected]