compartir en:

Este lunes, la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, negó haberle declarado la guerra al régimen norcoreano, al tiempo que calificó como absurdas dichas acusaciones.

Durante una conferencia de prensa este lunes, la funcionaria dijo que “no le hemos declarado la guerra a Corea del Norte y la sola sugerencia de ello es absurda”.

Las declaraciones de la vocera de la Casa Blanca forman parte de un intento de reducir el intercambio de amenazas entre ambos países y que Pionyang ha tomado como pretexto para considerar que Washington les ha declarado la guerra.

El fin de semana, Trump escribió en su cuenta de Twitter que “acabo de escuchar las declaraciones del ministro de Asuntos Exteriores de Corea del Norte en la ONU. Si hace eco de los pensamientos del Hombrecito de los Cohetes, ¡no estarán aquí por mucho tiempo más!”

El diplomático de Corea del Norte también argumentó el lunes que el comentario de Trump le da el derecho de disparar contra aviones de combate de EE.UU. en el espacio aéreo internacional.

Aunque los comentarios pueden ser considerados una amenaza implícita a la eliminación de Kim, un alto funcionario del gobierno dijo que Washington no había cambiado su política. Aclaró que los esfuerzos de Estados Unidos no están enfocados en el cambio de régimen de Corea del Norte sino en terminar con su programa armamentista.