compartir en:

La película de terror “Eso” ha representado uno de los mejores estrenos del cine en 2017, lo cual se refleja no solo en la buena aceptación que ha recibido por la crítica, sino por la expectativa causada en el público, que ha llenado las salsas de cine en una temporada caracterizada por la pobre recaudación.

Sin ir más lejos, la película protagonizada por Bills Skarsgard recaudó 117.2 millones de dólares en su fin de semana de estreno en Estados Unidos y Canadá, venciendo de esa manera a ‘Spider-Man: Homecoming’ y colocándose como el tercer mejor estreno este año, tan solo por detrás de ‘La Bella y la Bestia’ y ‘Guardianes de la Galaxia Vol. 2’, que recaudaron 174.8 y 146.2 millones de dólares respectivamente.

Asimismo, Eso rompió el récord como el mejor estreno para un mes de septiembre, triplicando los ingresos recaudados por Hotel Transilvania 2, que en 2015 recaudó 48.4 millones de dólares y a la precuela de la misma, cuyos ingresos fueron de 42.5 mdd.

‘Eso’ también es la película de terror más exitosa en su primer fin de semana, doblando los ingresos conseguidos por Actividad Paranormal, que en el año 2011 juntó 52.6 millones de dólares en el mismo periodo. La cinta sobre el payaso Pennywise casi igualó dicha cifra el viernes, de acuerdo con datos de The Hollywood Reporter.

Un tercer récord roto por Eso es el del mejor estreno para una película basada en una novela de Stephen King, superando a El Resplandor y Carrie. También se espera a solo 20 millones de dólares de superar los ingresos de The Green Mile en cartelera.

Finalmente, Eso desplazó a ‘The Matrix Reloaded’ como el segundo mejor estreno para una película clasificación R. A pesar de su gran éxito, la cinta no logró superar a Deadpool, que con 132.4 millones de dólares se mantiene en la primera posición.

Warner Bros. se mostró satisfecho con la recepción que tuvo Eso, que rebasó todas sus expectativas pese a tener varias cosas en contra, incluyendo el inicio de la temporada regular de la NFL, su clasificación para adultos así como el embate del huracán Irma en Florida.