compartir en:

Hoy celebramos el Día del Estudiante, fecha que se originó en 1929 cuando estudiantes de la Real y Pontificia Universidad de México, hoy en día la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), se lanzaron en huelga a favor de la autonomía universitaria.

Después de una serie de eventos y protestas, los estudiantes fueron agredidos por policías dentro de las instalaciones de la Escuela de Derecho el día 23 de mayo, por tal motivo los alumnos insistieron que ese día fuera recordado como el Día del Estudiante.

Desde entonces se ha venido celebrando esta fecha como un recordatorio de la lucha en pro de una educación más abierta y participativa.

Esta conmemoración también se celebra en diversos países pero en fechas diferentes.  En España lo celebra el 28 de enero, Chile el 11 de mayo, Colombia los días 8 y 9 de julio y Argentina el 21 de septiembre.

La mayoría de los estudiantes que festejan este día ignoran su origen y lo toman como pretexto para ausentarse de las labores académicas. Asimismo las instituciones educativas festejan a sus pupilos con diferentes actividades culturales y sociales.

No sólo el 23 de mayo se debe conmemorar a los alumnos sino todos los días, ya que reflejan la continua lucha académica y la superación que enfrentan los jóvenes día tras día para trascender en la sociedad.