compartir en:

Piquetazo… ¡De alcoholeros y borrachos..! En coincidencia con la llamada Semana Mayor que por contener los días Jueves y Viernes santos, debieran ser religiosamente días de guardar y de  recogimiento, resultan hoy  sin credo, fe, ni religión, ser sólo parte de las Vacaciones de Primavera, donde el dispendio y el libertinaje entre la mayoría de la gente con todo desparpajo se dedican a hacer todo lo que pueda significar el disfrute de la vida hasta los  excesos… Por ahí de los Días Santos en Cuernavaca, aparecieron publicaciones por cuanto a las cuestiones alcohólicas y alcoholeras… Dio a conocer el director Municipal de Cuernavaca, Ulises Sotelo, que  los menores de 30 años son  quienes mayor cantidad, de alcohol consumen, siendo de ellos la mayor cantidad mujeres… ¿De cuántos cientos o miles de jóvenes en esa etapa de  vida estará hablando el Funcionario..? Estamos seguros de que ni él mismo lo sabe,  pero que multiplicado por lo que ocurre en otros municipios del Estado y del País, el potencial juvenil alcohólico resulta incuantificable y que conste, en esos mismos días de la Semana Mayor, los gobiernos municipales de Xochitepec y Jiutepec donde se aplica el alcoholímetro, determinaron su suspensión, lo cual trajo como consecuencia que los alcoholizados se multiplicaran, no sólo entre los de 16 y 30 años, sino entre  los de todas las edades… Tal decisión, sólo dejó entrever un mensaje:  Viva el mercantilismo por  la venta y consumo de  bebidas embriagantes,  Sin importar lo que pase, pues a final de cuentas el negocio del alcohol es uno de los que dejan los mayores y mejores dividendos en todos los espacios donde se expenden, desde los fabricantes hasta los intermediarios como lo son  changarros, cantinas, bares, palapas, restaurantes, tiendas de conveniencia, hoteles, tugurios, discotecas, teibols, cabarets y quién sabe cuántos más… Lana es lana, negocios son negocios, alcohol es alcohol y con o sin permiso,  tanto en los domicilios como en los lugares referidos y en la calle, por todos los barrios, colonias, pueblos y ciudades,  bajo el solapamiento de las autoridades, salvo alguna excepción, los consumidores sean o no alcohólicos, tienen al alcance y disfrutan de bebidas embriagantes originales o adulteradas de todo tipo a mañana, tarde y noche… A manera de recordatorio chascarrillento, diremos a ustedes que de acuerdo al nivel social los alcoholizados podrán estar en las siguientes condiciones… Si son de la “jaigh” o alta sociedad,  estén como estén embrutecidos por el alcohol, simplemente se dice que están alegres; si son del siguiente nivel en descenso económico,  están tomados; los de más abajo, están borrachos y los siguientes en la escala social más fregados,  están briagos y los fregados, fregados, fregados, si se ponen hasta las chanclas al igual que los de arriba, se dicen que están pedos… Como se ve, en todos los niveles los consumidores de alcohol en cualesquiera de sus formas, marcas y embotellamientos, tienen lo suficiente para su satisfacción o embrutecimiento, según el gusto que tengan por las bebidas alcohólicas, que a final de cuentas y en razón del alcoholismo se pueden convertir en vicio, que el alcohol indudablemente que es una droga legalizada por los empresarios para beneficio de sus riquezas y los del Gobierno, por lo que les significa sus dividendos vía impuestos o vía corrupción… ¡Por lo tanto, solamente nos resta decirles a los compas pedos o alegres, salucita de la buena y no se preocupen, que una cirrosis no cualquiera la aguanta y de algún “riatazo” por accidente vehicular sólo algunos se salvan..! ¡Chúpele pichón! ¡“Salucita”!
Postal… Consejo Cívico Ciudadano… Esta es la última de las opiniones de los consejeros que asistieron a la Reunión de Trabajo con el diputado Javier Bolaños Aguilar en la Cámara de Diputados, con 17 propuestas para posibles iniciativas de Ley… He aquí la opinión del consejero Sergio Garduño… “Como Consejero Fundador, luego de la reunión con el diputado Bolaños Aguilar, destaco la notable calidad de la Ciudadanía con que contamos en el Consejo, mediante este ejercicio de diálogo que lleva la exigencia para fortalecer la cultura democrática de México… Es nuestro deseo hacer del conocimiento quienes influyen en las decisiones nacionales, nuestro compromiso ciudadano al expresar propositivamente la orientación que consideramos, contribuirá a conseguir soluciones a la problemática actual y futura, en búsqueda del bien común.
¡Hasta mañana que será un día más..!
 

Por: Pablo Rubén Villalobos / [email protected]