Pokémon Go se ha convertido en un fenómeno global en poco tiempo.

Ser un entrenador Pokémon ha desatado la locura en millones de personas, que salen a la calle armados con su celular, la app (que aún no es legal) y van en busca de los monstruos de bolsillo según su ubicación en el mapa.

Suena sencillo y divertido, pero ya se han documentado varios casos de accidentes, hallazgos macabros e incidentes en los que los usuarios se ven involucrados mientras juegan, muchas veces sin darse cuenta.

Pero hay algo más: detrás de la inocencia de este juego, se esconde un peligro inadvertido.

La policía de Missouri en Estados Unidos ha reportado que varios ladrones armados están usando Pokémon Go para buscar a sus víctimas y atacarlas en lugares apartados.

De acuerdo con el Departamento de la Policía de O’Fallon reportaron el arresto de cuatro sospechosos, luego de haber recibido una llamada de auxilio el pasado domingo 10 de julio.

Las autoridades señalaron que “con ayuda de la función de geolocalización de Pokémon Go, los ladrones pudieron anticipar la ubicación y el grado de aislamiento de las víctimas”, señala en diario CNN.

La policía detalló que los ladrones usaron la app para encontrar a las personas en medio de estacionamientos u otros lugares alejados, en los cuales podían cometer sus ataques.

La policía alertó del uso del GPS para atraer a los jugadores y ser víctimas de algún delito, por lo que pidió mantenerse a salvo y atentos en todo momento.

TAGS EN ESTA NOTA:



Loading...