Diario de Morelos
Copa Morelos 2016

Vivencias ciudadanas: De las palabras a los hechos

Sin lugar a dudas, algo que tiene que hacerse es acabar con el problema de inseguridad que todos tenemos enfrente. Sabedor de lo que significa este capítulo y la serie de complicaciones que se necesita despejar para que esto suceda, al parecer el gobierno le ha apostado en forma total a la unificación de las policías, que es el Mando Único.

Mando Único que desde el inicio no ha dado resultados tangibles, y mucho se puede discutir acerca de ello; pero después de vivir la experiencia de recorrer Colombia, un país que ha sido el centro de la delincuencia organizada, hemos podido darnos cuenta contra qué se está enfrentando el gobierno acá.

Creo que no se debe hablar mal sólo por hablar de lo que pasa en Morelos, pero tampoco se puede tapar el sol con un dedo cuando hasta la gente más sencilla está consciente del peligro que se corre al vivir aquí. Los discursos son muchos, pero los resultados pocos.

Cierto que ha pasado poco tiempo de este gobierno, pero hay que dejar el discurso a un lado, hablar menos y mostrar más eficiencia. La verdad es que la eficiencia conforme a seguridad es casi nula; se han hecho esfuerzos para la detención de varias peligrosas bandas, pero la pluralización que la delincuencia tuvo a finales del régimen pasado hace muy difícil la situación.

Sí necesitamos hablar bien de Morelos, pero también queremos que lo justifiquen para poder hacerlo. Esto no puede ser cuando se encuentran más de 10 muertos en un fin de semana. ¿A quién queremos engañar?, es algo imposible; se dicen muchas cosas en los cafés de la ciudad y del estado, pero la gran expectativa del régimen está perdiendo terreno rápidamente. La gente muchas veces no entiende que todo es un proceso, pero de que éste falla y que se está perdiendo, es una realidad innegable.

La situación política está tranquila, porque es un año sándwich, en el que sólo se darán pequeños golpes, pero la verdad es que el año que entra empezará el verdadero enfrentamiento entre los partidos, porque tendremos las elecciones intermedias.

Mire usted nada más cuántas denuncias se han hecho: las del IEBEM, las de las diferentes dependencias que siempre dicen que está mal y que todo fue un cochinero, pero la realidad que hasta la fecha seguimos sin ver; claro, no hay un detenido o sospechoso. Las declaraciones del Secretario de Gobierno del día de ayer son bien importantes, ya que puso en evidencia que los hampones dejaron un verdadero cochinero, pues se llevaron todo lo que pudieron y lo que no podían también. Esperemos ahora que no sólo exista la demanda, sino que se haga efectiva, porque los ciudadanos estamos hartos de promesas y queremos que los metan a la cárcel o que regresen lo que se llevaron.

Esto es verdaderamente importante, y creo que ayudaría mucho al gobierno para recuperar el terreno en lo que a esperanzas de los ciudadanos se refiere. Les guste o no, se ha perdido la confianza de manera exponencial, a pesar de las cosas que se han hecho y las que se han ido realizando; la ciudadanía no quiere nada más discursos e inauguraciones, quiere soluciones a los problemas que tengan que ver con su cotidianidad.

Y quiero decirles que, de acuerdo con lo que vi en el país del sur de nuestro continente, las cosas no están fáciles y no será sencillo resolverlas; los que dicen que ya hay tranquilidad en la tierra del vallenato, es mentira; es puro cuento, las medidas de seguridad en cualquier parte de ese país son mucho más fuertes que las de México.

Así que no la tienen sencillita, les va a ser muy difícil y deberán revisar el equipo. Los funcionarios que a la fecha no funcionan, que se vayan a su casa; si no, el golpe va hacia arriba, subiendo y subiendo, hasta que llega al jefe.

Las redes sociales últimamente están demasiado agresivas contra todo lo que tenga que ver con el gobierno y hay cosas que me parecen absurdas, como ponerse un sobrenombre para atacar. Si algo no nos parece, tenemos el derecho a decirlo, así lo marca la Constitución, pero hay que hacerlo de frente; los golpes sin rostro no sirven, porque pueden ser de cualquiera, hasta de la propia delincuencia. ¿No cree usted?

Acerca de los últimos nombramientos federales en el estado, en verdad que no se midieron: la capacidad –por lo que se ve- no es importante; lo que sí importa es el grupo al que perteneces o lo mal que lo hayas hecho. Hay algunos peores que poner la Iglesia en manos de Lutero. ¿No cree usted?

El próximo día 26 de abril será el baile de LOS CUERNAVACOS. No se lo pierda, el precio es el mismo de cada año y a la fecha tenemos más de la mitad de los lugares vendidos. Esté pendiente de cualquier información adicional llamando a los teléfonos 3 14 51 91 y 3 14 51 89. Lo esperamos. 

 

[email protected] 

Twitter: @teolavin