Siguenos en
    

Palacio de Cortés

EL GOBERNADOR Graco Ramírez lo dijo el viernes, en gira por Atlatlahucan, Yecapixtla y Tlayacapan, y el Presidente Enrique Peña Nieto, el sábado en Palacio Nacional: buenas noticias para los adultos mayores.
 
A partir de 2013, el programa “70 y Más” será “65 y Más”, que consiste en apoyo a quienes tienen necesidad y difícilmente pueden encontrar un empleo o no se encuentran en condición  plena para la actividad productiva.
 
La coincidencia de intenciones del Gobernador y el Presidente, aun emanados de partidos diferentes, apunta hacia una relación de respeto, pero no negada a privilegiar los intereses superiores, que son los del ciudadano.
 
ENTRE LAS 13 primeras instrucciones a su gabinete el sábado, Peña Nieto se refirió al rescate de la actividad ferroviaria; terreno en el que Ramírez Garrido había realizado un anuncio sobre el sector el lunes 26.
 
Sumergida en una interminable liquidación, la empresa Ferrocarriles Nacionales puede revivir con Peña Nieto con transporte de personas de México-Querétaro, México-Toluca, Yucatán-Quintana Roo, y viceversa.  Con Ramírez Garrido en Morelos se perfila con el comodato para el uso de 520 hectáreas de predios con todo e inmuebles que, para el caso, son auténticos monumentos históricos, como la estación ferroviaria de Cuautla.
 
OTRO PUNTO de confluencia entre los gobiernos federal y estatal, cada uno en su ámbito de competencia, pero tendiente al beneficio del gobernado, se encuentra en la línea general sobre política educativa.
 
El 25 de octubre, Graco se refirió a vicios en el ámbito sindicalista que inciden en la educación, y llamó a profesores, padres y alumnos a un acuerdo estatal por la educación, y acabar con privilegios de algunos actores.
 
Peña Nieto, el sábado, dijo que impulsará el servicio profesional de carrera docente con el fin de evitar plazas vitalicias y hereditarias, evaluación de docentes y un gran censo de profesores, alumnos y escuelas.
 
UNA LÍNEA más de la agenda federal presentada el 1 de diciembre tiene antecedente en el plano morelense con la lucha que desde la campaña electoral marcó Graco sobre la negativa a la venta de ingenios cañeros.
 
Felipe Calderón impulsó la enajenación, y poco antes de partir declinó, y ahora Peña Nieto, en su cuarto eje de gobierno, anunció el aprovechamiento de los recursos del país para beneficio de los mexicanos.