Siguenos en
    

Trifulca de colonos revienta la sesión

Cuernavaca, MORELOS.- En trifulca terminó la sesión ordinaria del Congreso del Estado ante el rechazo de la propuesta de establecer un impuesto estándar, para el cobro por el servicio de recolección de basura, prácticamente que quedara como en 2013, según propuso a última hora la diputada Érika Cortés Martínez.
 Lo aprobado fue un exhorto para realizar mesas de trabajo con autoridades municipales y diputados para revisar la Ley de Ingresos de Cuernavaca 2014 y después presentar un decreto para su modificación, presentado por la legisladora Teresa Domínguez Rivera, quien ya tenía el consenso de sus compañeros, y de ahí  la presencia de los ciudadanos.
Así que con 10 votos en contra, cinco a favor y seis abstenciones se rechazó el segundo acuerdo al que se le añadió la propuesta de la panista Erika Cortés, de reformar la ley, pero hasta el final de las mesas de trabajo, cuando ella proponía que fuera inmediato; que llamara a sesionar la Comisión de Hacienda y elaborara el dictamen correspondiente para derogar el cobro por separado de la basura.
La situación provocó el malestar de unas 200 vecinos de Cuernavaca presentes en el Congreso, desde las 10:40 horas para presenciar el exhortó que se presentaría en tribuna, que previamente se habían conocido.
Varios adultos mayores comenzaron la lluvia de reclamos contra los 10 legisladores que emitieron un voto negativo, así como a los seis que se abstuvieron e intentaron acercarse al área de curules para exigir una explicación de su negativa.
Es la segunda ocasión en que los diputados rechazan el tema, dejando a su suerte a los ciudadanos que desde principios de año están luchando por disminuir el cobro de los servicios municipales en la ciudad capital.
Personal de seguridad de inmediato los contuvo y se suscitó una trifulca entre los adultos mayores y personal de seguridad que orilló al presidente de la Mesa Directiva, Juán Ángel Flores Bustamante a suspender de inmediato “y ante lo que acaba de ocurrir”, justificó.
En la discusión y previo un receso,  el diputado Javier Bolaños apoyó la propuesta de su compañera de bancada, y Manuel Agüero pedía que la iniciadora del exhorto, Teresa Domínguez, se pronunciara a favor o en contra de la propuesta de Cortés Martínez.
Sin embargo, la perredista mantuvo el exhorto y dijo que la iniciativa para reformar nuevamente la ley viniera tras las mesas de trabajo con el ayuntamiento.
La votación del pleno, finalmente decidió entre las dos propuestas, de la que derivaron gritos, insultos y empujones en el Salón de Plenos.


COMENTARIOS