Diario de Morelos
    Siguenos en
    Redes Sociales

Niega Salud mal servicio

"Pudo existir desinformación por parte de los médicos hacia los familiares... pero se le dio la atención adecuada.”  Francisco Javier Bermúdez, director de hospitales de los  SSM
"Pudo existir desinformación por parte de los médicos hacia los familiares... pero se le dio la atención adecuada.” Francisco Javier Bermúdez, director de hospitales de los SSM

CUERNAVACA, MORELOS.-  El director de Hospitales de los Servicios de Salud de Morelos (SSM), Francisco Javier Bermúdez Alarcón, negó que se haya generado una mala práctica médica en el caso de María del Carmen Gómez, quien, tras una caída, perdió la movilidad de sus cuatro extremidades.
Mary Gómez —hermana de la paciente afectada— aseguró que, luego de la caída de una hamaca, su estado de salud decayó, y al llegar al Hospital General la operaron al detectarle una grave lesión en las cervicales que le ocasionó tetraplejia.
Aseveró que tras una intervención quirúrgica le dejaron una sonda que le provocó el estallamiento de la vejiga.
Al respecto, el doctor Francisco Javier Bermúdez Alarcón confirmó que María del Carmen sí tenía una sonda, la cual le colocaron porque la tetraplejia le impedía el control de esfínteres, “no porque en la operación se haya olvidado dentro del cuerpo de la paciente”.
Sin embargo, reconoció que pudo existir desinformación por parte de los médicos hacia los familiares de la paciente al no explicarles detalladamente el motivo por el que le fue colocada la sonda, la cual descartó que le haya causado estallamiento, aunque dijo que tenía una fisura provocada tras la caída.
“La paciente llegó grave al Hospital General y sí se le dio la atención adecuada.
“Luego de haberse atendido la fractura en las cervicales se le dio de alta; su estado, dentro de todo, era estable, pero regresó por un sangrado del tubo digestivo, probablemente secundario a cirrosis hepática y a várices esofágicas, por lo que el problema por el que la paciente acudió se atendió”, explicó el subdirector de hospitales.
Posteriormente, dijo el médico, se encontró una lesión de la uretra, derivada de la caída, no por la sonda; “al ser revisada, se encontró una cavidad llena de pus e infección por la fuga permanente de la orina hacia la cavidad peritonial. No había forma de saber que la paciente tenía esa lesión porque era tan pequeña que, durante la primera intervención, no había producido síntomas”.
Aseguró que en estos momentos la paciente se encuentra estable y es atendida por diversos especialistas para mejorar, en lo posible, su estado de salud.
Concluyó que también se le atenderá un problema de cirrosis hepática, en el cuál apenas deben determinar los médicos especialistas  qué  tan avanzado está.






Hazte fan de Diario de Morelos en Facebook y síguenos en Twitter para estar actualizado con las últimas noticias de Morelos, México y el mundo.

COMENTARIOS