Siguenos en
    

Llaman a Messeguer a entregar resultados

CUERNAVACA, MORELOS.- “Le damos todo nuestro apoyo, pero también le vamos a exigir resultados” al secretario de Gobierno, Jorge Messeguer Guillén, quien ahora será el segundo responsable, después del jefe del Ejecutivo, de garantizar la seguridad de Morelos.
Así se expresó el presidente del Partido Nueva Alianza, Francisco Santillán Arredondo, al avalar la transformación de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, en Comisión Estatal de Seguridad, dependiente de la Secretaría de Gobierno.
A partir de este momento, dijo, Messeguer Guillén debe analizar la gran responsabilidad que tiene y cumplir con la misma.
Santillán Arrendondo recordó que no son los tiempos para andar en campaña electoral, luego de que el funcionario no esconde sus aspiraciones por la presidencia municipal de Cuernavaca.
“Para este nuevo esquema de seguridad, no son tiempos de pensar electoralmente; sino de actuar de manera eficaz para entregar los resultados que la ciudadanía espera de sus servidores públicos”, apuntó.
Nueva Alianza confía en el secretario, pero el apoyo está supeditado a los resultados que brinde a partir de la reforma que el Congreso aprobó a petición del Gobernador Graco Ramírez.
El Congreso aprobó la iniciativa preferente para transformar a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) en Comisión Estatal (CES) que, partir de que entre en vigor, operará con un comisionado que dependerá de manera directa del secretario de Gobierno.
“Con la incorporación de la seguridad a la Secretaría de Gobierno y esperamos llegar a mejor puerto”, insistió el aliancista.

Diversos cambios
La transformación de SSP a CES implicó una serie de reformas a diversos ordenamientos para el cambio de nombre, pero también implica cuestiones operativas y financieras; entre ellas la modificación del antepenúltimo párrafo del Art. 15 Bis de la Ley de Coordinación Hacendaria del Estado que señala que será la Secretaría de Gobierno la que se hará cargo de administrar el Fondo Estatal para la Seguridad.


COMENTARIOS