Siguenos en
    Redes Sociales

Doble trampa en las calles

La mala calidad del material o de la mano de obra ponen en riesgo la integridad física de peatones y de automovilistas, así como daños económicos. Todos ven el desperfecto, pero no intervienen.


COMENTARIOS