Siguenos en
    Redes Sociales

Cae uno más por caso Oaxtepec

Cuernavaca, MORELOS.- A cinco meses de la desaparición de una familia originaria del Distrito Federal, el miércoles fue detenida una mujer por agentes ministeriales del Distrito Federal, en el fraccionamiento Los Arcos del poblado de Oaxtepec, en Yautepec, presuntamente relacionada con el caso suscitado el 6 de julio del año en curso.
Así lo dio a conocer el representante legal de la familia de las víctimas, Miguel Ángel Cuesta García, quien precisó que se trata de Janet Vargas Nacif, quien habría sido aprehendida la noche del miércoles.
“Fue detenida en el fraccionamiento Los Arcos, aquí en Oaxtepec, donde refiere que efectivamente ella encontró las prendas con sangre, encontró varios objetos con sangre, que ella prestó la casa, que tenía conocimiento de lo que iba a suceder”, expresó.
Ante ello dijo el abogado que han solicitado se gire una orden de cateo y poder así revisar el domicilio que hizo referencia la detenida, misma que se encuentra a disposición de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) de Morelos.
“Totalmente diferente -es el domicilio al que se mencionó en un principio-, es en Oaxtepec (…) ella es ‘La Güera’, ella dice que no fue en su casa, o sea, hasta lo que ella declaró, sin embargo, se requiere una orden de cateo sobre esa casa, posiblemente puedan estar en esa casa”, explicó.
Cuesta García indicó que la familia desea que el caso sea atraído por la Procuraduría General de la República (PGR) delegación Morelos, al precisar que no confían en las acciones de la fiscalía morelense.
Con esta detención suman ya cinco las personas que han sido aprehendidas por su presunta responsabilidad en la desaparición de siete adultos provenientes del Distrito Federal, sin embargo, Gregorio Briseño Rubio está libre debido a un amparo que interpuso contra el auto de no vinculación a proceso.
El 6 de julio, Griselda Sotelo Yépez y su esposo José Aguilar Pineda, así como Michel Itzel, Luis Antonio Valadez Zúñiga, Óscar Jonathan Olguín Sotelo y Mónica Benítez Jaramillo, además de su empleada Adriana Erika Méndez Sánchez, desaparecieron tras acudir a una casa de descanso en Oaxtepec, invitados por María Perla Recilla.


COMENTARIOS