Siguenos en
    

Así expresan inconformidad

Cuernavaca, Morelos. Ante la falta de acuerdos para obtener el pago de su liquidación, ex trabajadores del municipio de Emiliano Zapata regresaron ayer a la explana de Plaza de Armas, en donde permanecerán hasta obtener una solución por parte del  presidente municipal Alberto Figueroa Valladares.
Ayer por la mañana, la regidora María Isabel Zagal Torres, quien también reclama el pago de sus salarios, que le fueron suspendidos desde junio pasado, asistió —en compañía de ex empleados— a la cita que tenían pactada con el subsecretario de Gobierno, José Luis Correa Villanueva, en donde acordaron pagarle sus sueldos en parcialidades.
“El acuerdo en el que se quedó es que me van a pagar en parcialidades. No estoy conforme con eso.  Quiero que se me pague todo junto porque es un recurso que el municipio tiene etiquetado desde un inicio  y tiene que aparecer”, expresó.  
Añadió que otra inconformidad es que las autoridades municipales no están atendiendo las demandas de todos los trabajadores; por ello, dijo, seguirá en la explanada del zócalo capitalino hasta que el Ayuntamiento de Emiliano Zapata se comprometa a cubrir el finiquito de los trabajadores que han sido despedidos durante la actual administración.
Aseguró que seguirá insistiendo con el gobierno estatal para lograr que los cerca de 200 ex trabajadores tengan su liquidación, ya que las autoridades se han comprometido a darle seguimiento al asunto, principalmente a su caso.
Hoy se cumple una semana de que los inconformes se plantaran por primera vez en la explanada de la plaza como medida de presión hacia el edil de Zapata, para que cumpla la orden del Tribunal Estatal Electoral de cubrir de inmediato los ingresos retenidos a la regidora.


COMENTARIOS