Siguenos en
    

¡Duro! combatirá PGR los raves

CUERNAVACA, MORELOS.- Autoridades de la Procuraduría General de la República (PGR) se encuentran investigando a un grupo de jóvenes organizadores de distintas fiestas Rave, las cuales han realizado en los municipios de Tepoztlán, Huitzilac, y Emiliano Zapata, y quienes también son los principales promotores de distintas drogas sintéticas que comercializan en sus eventos.


Así lo dieron a conocer autoridades ministeriales federales, quienes señalaron que la última fiesta Rave (caracterizada por música electrónica de baile rápido y una duración hasta de tres días), que realizaron dichos sujetos fue el viernes 28, 29 y 30 de marzo, en el interior de una hacienda ubicada en el poblado de Tetecalita, al cual asistieron más de 500 jóvenes, algunos provenientes de otros estados.
“Se realizan Emiliano Zapata, Tepoztlán y Huitzilac, y básicamente en este tipo de fiestas los jóvenes acuden a ingerir toda clase de drogas sintéticas durante los tres días que dura el evento, estamos trabajando para detectar y detener a los organizadores, quienes también promueven y comercializan las anfetaminas en sus eventos y eso les genera ganancias económicas, la última que detectamos se realizó el último fin de semana de marzo en el poblado de Tetecalita, Emiliano Zapata”, expresaron autoridades ministeriales federales.
Asimismo, indicaron que se encuentran trabajando en coordinación con autoridades ministeriales del Distrito Federal, ya que dichos organizadores y vendedores de anfetaminas, residen en la Ciudad de México, y únicamente vienen al Estado de Morelos a realizar los eventos, por lo cuales llegan a cobrar hasta dos mil 500 pesos por persona.
“Son jóvenes, algunos son hijos de importantes empresarios y residen principalmente en el Distrito Federal, por eso ya estamos trabajando en coordinación con autoridades de allá para detener a estos jóvenes, y evitar que en Morelos se sigan realizando este tipo de fiestas clandestinas y principalmente erradicar la venta de las drogas que ahí se venden”, aseveró un elemento de la Procuraduría General de la República (PGR).
En Morelos, no es la primera ocasión que se detecta este tipo de fiestas clandestinas realizadas para consumir drogas sintéticas, luego de que el domingo 2 de diciembre del 2012, Manuel Alejandro, de 17 años, murió tras consumir en exceso una droga denominada LSD, durante una fiesta Rave suscitada en un paraje del poblado de Tres Marías, en Huitizilac.
También, el 17 de febrero del 2013, al menos 80 jóvenes, algunos de ellos estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) fueron asaltados por un comando armado, presuntamente debido a que no pagaron droga que habían consumido, en una fiesta Rave realizada en la colonia Alta Vista.

 

Notas Relacionadas:

‘Mi primer Rave fue en Tépoz’

Clausuran 5 casas de fiestas

COMENTARIOS